Saltar al contenido

Obama insiste: no habrá fuerza terrestre en Irak

Obama insiste: no habrá fuerza terrestre en Irak 

obama, RafaelJFloresA

Rafael J Flores A – Jueves, 18 de septiembre de 2014 – Publicado en:  PolíticaSucesos 

En un intento de cerrar el espinoso debate sobre el envío de unidades de combate a Irak para eliminar a los jihadistas de Estado Islámico (EI), el presidente norteamericano, Barack Obama, desestimó ayer cualquier posibilidad de que sus fuerzas armadas vuelvan a librar una guerra sobre el terreno en el país árabe. Reporta lanacion.com.ar

“Como su comandante en jefe no los comprometeré, ni a ustedes ni al resto de las fuerzas armadas, en otra guerra sobre el terreno en Irak. Estados Unidos puede marcar la diferencia, pero voy a ser claro: ésta no es una misión de combate”, dijo Obama frente a centenares de soldados en la base aérea de MacDill, en Tampa, Florida, sede del Mando Central, responsable de las operaciones en Medio Oriente.

Obama, que ha pasado gran parte de su mandato distanciándose de la guerra de Irak, reafirmó que los ataques aéreos serán la principal contribución de Estados Unidos al combate contra EI, además de coordinar una coalición que, según dijo, incluye a más de 40 países.

“La única solución es apoyar a socios sobre el terreno”, explicó Obama, para quien el combate contra EI no deber ser “una lucha sólo de Estados Unidos”, sino un “trabajo en equipo” con otros países para destruir a los jihadistas sunnitas, que se caracterizan por una violencia extrema, como ejecuciones masivas y decapitaciones de soldados sirios y rehenes occidentales.

“La experiencia nos enseñó que cuando hacemos las cosas solos y que los pueblos de estos países no están involucrados vuelven a surgir los mismos problemas en cuanto nos vamos. Por lo tanto, tendremos que actuar de otra manera”, recordó Obama.

Tras mantener una reunión con el comandante del Mando Central, el general Lloyd Austin, el jefe de la Casa Blanca aseguró: “Los cabecillas de EI van a saber lo que ya saben los líderes de Al-Qaeda: que nuestro alcance es extenso, no van a hallar refugio y los encontraremos”.

Desde junio pasado, y tras una veloz y sangrienta ofensiva, la milicia jihadista de EI consiguió controlar un vasto territorio entre Siria e Irak al explotar en su favor la guerra civil siria y las tensiones sectarias entre sunnitas y chiitas en Irak.

En una respuesta tardía según los críticos de Obama, Estados Unidos presionó para que se produjera un cambio de gobierno en Irak y realizó unos 170 ataques aéreos en el último mes para ayudar a las fuerzas armadas iraquíes y a los “peshmergas” (milicias kurdas) a recuperar el terreno ganado por EI.

Las aclaraciones de Obama se dan un día después de que el jefe del Estado Mayor Conjunto norteamericano, el general Martin Dempsey, dijera en el Congreso norteamericano que se podrían dar situaciones en la compleja guerra contra EI en las que “recomendaría” al presidente que fuerzas especiales acompañaran a los soldados iraquíes en el frente como “asesores”.

Fuente: lanacion.com.ar