Saltar al contenido

Fármacos epigenéticos controlan la infección por herpesvirus

Fármacos epigenéticos controlan la infección por herpesvirus

Rafael J Flores A – Jueves, 04 de Diciembre de 2014 – Publicado en: Curiosidades, Ciencia & Tecnología, Salud

Los fármacos epigenéticos, una nueva clase de medicamentos que funcionan alterando la expresión génica, podrían bloquear la infección por herpesvirus en los animales. Los resultados de un estudio que se publica en «Science Translational of Medicine» sugieren que el uso de fármacos epigenéticos podría ser una nueva manera de mantener el virus bajo control.

Existen diferentes tipos de virus del herpes puede causar herpes labial alrededor de la boca y los ojos (herpes ocular) y el herpes genital. Por ejemplo, la queratitis, una infección ocular generada por el herpes virus es una de las principales cuasas de ceguera en los países desarrollados. La mayoría de los tratamientos antivirales controlan la infección, pero no impiden que reaparezca.

Los investigadores explican que al igual que el ADN de las células, el herpesvirus ADN está envuelto en paquetes llamados cromatina. El virus utiliza una proteína llamada LSD1 para «desenvolver» los paquetes para que así pueda expresar genes.

Antidepresivo

Ahora el equipo de Thomas Kristie, del Centro de Ciencias de la Universidad Lousiana (EE.UU.), acaba de demostrar que el bloqueo de la acción de LSD1 impide que el proceso de ‘desempaquetado’ y detiene así la expresión de los genes del virus. Para demostrar la eficacia de esta teoría, los investigadores llevaron a cabo una serie de experimentos en ratones, conejos y cobayas, a los que se trató con dosis diarias de un bloqueante de LSD1 llamado tranilcipromina. Utilizado originalmente como un antidepresivo, la tranilcipromina ahora se está empleando para tratar otras enfermedades y fue uno de los primeros medicamentos que se identificó como un inhibidor de LSD1.

En su estudio, los animales tratados con este fármaco redujeron los niveles del virus en los tejidos y presentaban menos daño en los ojos causado por una infección viral.

Fuente: abc.es